lunes, 11 de marzo de 2013

Semana 28:


Leo lo que dice en mi agenda de la embarazada y me llena de amor y de esa armonía que debería sentir.
Pero la realidad, es MUY distinta al mundo rosa embarazoso.
Mi semana 28, empezó increíblemente estresante:
-7:00 A.M. suena la alarma del teléfono, me despierto y empiezo a prepararme para salir
-7:45 llego al hospital, para sacar turno con el simpático de mi nuevo obstetra, que un mes después de que yo decidiera cambiarme por él, él decidió atender sólo allí.
-8:00 llego al centro médico, dispuesta a hacer fila, que me tomen nuevamente los mismos datos que me tomaron el viernes, y que me vuelvan a sacar sangre en ayunas.
-8:30 me sacaron sangre y me hicieron tomar la glucosa, que me gustó porque parecía limonada.
-De 8:30 a 10:30 hice tiempo con Martín en el auto, nos encontramos con mi suegra, la llevamos a otro centro médico, volvimos, me conecté un rato a internet, charlamos, y escuchamos la radio.
-10:30 me sacaron sangre una vez más, debo confesar que si bien soy muy valiente con respecto a las agujas, esta vez me dolió mucho.
-10:45 llegué al trabajo, dispuesta a desayunar y ponerme al día con las cosas.
-13:00 me pasa a buscar Martín para ir a almorzar
-13:15 llegamos a casa, comimos, charlamos, y todo con la puerta abierta, porque había un lindo solcito y las dos perras estaban echaditas en el deck. Nosotros comíamos y las espiábamos de vez en cuando
-13:40 dispuestos a partir a mi trabajo nuevamente, descubrimos que en el deck hay SÓLO UNA perra. Falta Cande. Falta mi bebé
-De 13:40 a 14:00 buscamos a Cande incansablemente. No está por ningún lado. Se la tragó la tierra, no hay rastros de ella.
-15:00 luego de intensa búsqueda que no harían ni los policías más buenos en el mejor rastrillaje, Cande seguía sin aparecer. Yo tenía que ir al trabajo, pero las cosas siempre pueden empeorar no?
-15:20 empiezo a sentir que el malestar y los nervios por no encontrar a mi bebé perruno, están empezando a empeorar. En un momento siento que me desvanezco y me agacho al piso para no caer. Cuando finalmente reacciono, lo hago en un ataque de pánico descomunal, que me impedía mover un solo músculo.
-15:30 no podía ni caminar, pero seguía buscando a Cande que brillaba por su ausencia. Le imploré a Martín que me lleve al hospital y partimos.
-15:45 luego de probar fallidamente suerte en un centro médico,  fuimos finalmente al hospital
-16:00 llegamos al hospital. Yo chateaba con el teléfono con mi prima Paty, quien me decía una y otra vez que le pregunte a mi suegra si Cande se había aparecido en su casa. Yo todo el tiempo le respondía que no, que era imposible, porque mi suegra vive muy lejos de casa.
-16:25 le digo a Martín que pruebe preguntándole a la madre si Cande está alla. Que se fije en los alrededores o algo, a ver si la encuentra.
-16:28 mi suegra nos manda un mensaje diciéndonos que encontró a Cande. Echadita en su puerta. Al parecer se teletransportó de mi deck a su entrada… Martín corre a buscarla, en el mismo instante en que me llaman para atenderme
-16:30 paso sola al consultorio, me atendieron y me dijeron que me había dado un “síndrome vagal”. Que era común, etc etc. Escuché el corazón de Cata, y me tomaron la presión que para ese entonces aún era de 9/6
-17:00 llegamos al trabajo con Cande en el auto, Martín me deja y sigue su camino
-18:00 me doy cuenta de que no puedo recuperar las horas que pensaba, porque a esa misma hora empezaba la primer clase de sociología y no me la podía perder. Me apuro muchísimo a terminar las cosas pendientes y salgo corriendo para el instituto.
-18:25 llego con la lengua afuera, agitadísima, transpirada, cansada y nerviosa, entro a la clase muy ruidosamente y todos me miran. La profe me mira, mira mi panza y sonríe. La panza me viene salvando de muchas…
-19:40 termina la clase y salgo re tranquila dispuesta a descansar en casa. Y ahí nomás, recuerdo que tengo que ir a buscar el resultado de los análisis de la mañana, para llevarle mañana al doctor. Recuerdo también, que tengo tiempo hasta las 20:00 para llegar

-(Corro, corro una vez más y como desesperada rezando llegar a tiempo y que no me cierren la ventanilla del laboratorio en la cara)
-19:50 llego y me entregan el resultado con una sonrisa
-20:15 me subo al colectivo y me siento. Y ahí me relajo, por primera vez en el día.
Me falta contarles que se me hizo una ampolla en el pie, en casa se terminó el Tholem, abrí una lata de lentejas y estaban en mal estado, estaba tan cansada que no tenía ganas de cocinar ni un huevo duro, y que no había absolutamente nada más para picar. Me voy a dormir con suerte a las 23:00 después de un baño, una milanesa de soja y espinaca que acabo de tirar en el horno, y de rezar para que mañana, sea un día al menos un POQUITO más tranquilo. Martín sale de trabajar en un rato…

18 comentarios:

  1. A mi me agradan ese tipo de días, aunque en tu caso debe haber sido una especie de "infierno".
    Que suerte que ya estás en tu casa y te podes relajar, espero que mañana sea todo mas tranqui.
    Te dejo mi fb por si no lo viste en una de mis entradas: http://www.facebook.com/juliibenavidez, todavía ando muy vaga para arreglar el cosito que tengo al costado :P jajaja

    Te deseo mucha suerte para mañana, va a ser un día mejor (:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay Juli bien dijiste, fue un infierno! Además sintiendo todo el tiempo la presión de "no poder ponerme nerviosa porque le hace mal al bebé". Horrendo :(
      Con respecto a tu Face, te juro que sigo sin poder agregarte! No me aparece la opción!!

      Eliminar
  2. Te hubieras ahorrado todo eso, si de primera me hubieras hecho caso!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si pero no TODO eso porque cuando me lo dijiste ya estaba en el hospital, ya me había desmayado, ya me había metido al arroyo con botas y ya me había caminado todo el barrio en su búsqueda!!
      Igual no entiendo aún cómo hiciste para saberlo BRUJA!

      Eliminar
  3. Fuaaaaaaaaaaaaaaaa...algo mas te paso?????
    Como te dio el resultado??
    Cuidate nena! un beso
    ayez

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me pasó todo eso y mucho más, porque a las diez de la noche me acordé que me dejé algo en el laburo y tuve que ir a buscarlo!! Se me escapó la gata y para no subir de vuelta a dejarla en casa la metí en el auto, maulló todo el camino, se traumó, me arañó y sólo se calmó cuando estuvo adentro de casa de vuelta.
      Le dije a Martín, me voy a acostar sólo para que termine este día, porque si sigo despierta me van a seguir pasando cosas!!

      Eliminar
  4. Wow, me cansé de solo leerte!!
    Por favor, que manera de correr! Ojalá que hayas podido descansar Chivi!
    Espero estes bien, te mando un beso muy grande

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si increíblemente descansé! Hoy me desperté a las 7 y sentí que había dormido lo suficiente. Ah! A la madrugada me desperté temblando, y le pedí a Martín que me acerque un buzo que había dejado cerca de la cama. Tenía tanto frío que no podía ponerme ni las mangas, no podía moverme! jaja. Pero bueno, después de eso si, descansé :)

      Eliminar
  5. Chan! que dia agitado el tuyo! menos mal que apareció la perrita!! que susto les dio!
    Ahora a relajarte! beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad que fue muy feo, porque cuando se fue la gata aprendí que es autosuficiente, por lo que si se llega a ir de vuelta me voy a quedar tranquila de que vuelve.
      La otra perra era callejera y la adoptamos como al año y medio. La tiene re clara con los autos y siempre que se va vuelve si o si.
      Pero a Cande la tenemos desde que nació, hace 5 años, y siempre fue nuestro bebé, nunca sale sin nosotros, y siempre que la llamamos viene enseguida.
      Imaginate ayer ver todo el campo de enfrente y llamarla desesperada y no verla, buscarla en el arroyo, buscarla en la ruta que tenemos re cerca, Martín buscó hasta en los tachos de basura por si la habían atropellado y tirado, pero no había rastros de ella, fue desesperante :(
      Ahora si, voy a intentar relajarme jaja
      Un besote!

      Eliminar
  6. jajaja los dias asi son terribles!!! cuando se pierde una mascota es desgarrante, que bueno que la encontraron.
    por suerte ya paso este lunes a los martes 13 (espero!) vamos animos... :) beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uy si, hoy por suerte se perfila todo un poquito más tranquilo!
      La verdad fue una pesadilla lo de Cande, por suerte la encontramos, yo hasta recé, ya no sabía que más hacer!
      Un besote!

      Eliminar
  7. Cuando estabas en el hospital te lo dije por segunda vez, ya te lo había dicho antes, no se si no te llego o hiciste caso omiso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Shhhhhhh me llegaron las dos veces en el hospital, caso omiso a los consejos de mi primita JAMÁS!

      Eliminar
  8. Uy linda Chivi! q movidaaa! bueno ojala estés mejor...tranqui tranqui! te mando besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Gaba! Te mando besos también!! :)

      Eliminar
  9. Upaaaaaaaaaaaaaaaa, la verdad es que ese trajín me dejo de cama a la distancia, eh.
    Una tarde revolucionada tuvieron con la pequeña Cata. Menuda manera de empezar la semana 28.

    pd: yo nací justamente en esta semana. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me digas Nere! Me imagino que chiquititita eras!! (Que fortaleza eh!!)
      Besotes grandotes!

      Eliminar

Vos también tenés algo para enseñarme?