jueves, 30 de mayo de 2013

El lado A de la maternidad

Mi amiga de acá, me dijo hace mucho, cuando yo estaba muy molesta con los dolores y las incomodidades del embarazo, que el segundo trimestre era el mejor.
Que te sentís plena, que se van los malestares, que te sube la líbido, que empezás a hacerte más la idea de que estás creando una persona, etc, etc.
La verdad es que a mi, el segundo trimestre me agarró retorcida. Me creció muchísimo, y muy de golpe la panza, lo que me incomodaba demasiado, seguía con algunos malestares, en fin, todo lo que les cuento en mis posts del "Lado B".
Pero estos últimos días, sobre todo desde que estoy de licencia, son los que más estoy disfrutando.
Los dolores están. Camino dos cuadras y me mata la cintura, de vez en cuando me agarra una acidez que no me deja ni respirar, a pesar de mi gula de toda la vida, como tengo menos espacio ahora, como un poco y ya me lleno, y como soy una gorda de alma y corazón, sigo comiendo, entonces todo me cae mal. Luego de ingerir algo, siempre me siento mal.
El síndrome del nido sigue ahí. Hay días en los que no hago absolutamente nada, pero otros me ataca una locura y limpio toda la casa, pero por supuesto inmediatamente después de agarrar la escoba ya estoy cansada.
Nunca le hago caso a mi cansancio, cuando estoy loca limpiando, debo terminar, no puedo sentarme sabiendo que tengo todo a medio hacer. Así que ordeno y limpio toda la mañana, y a la tarde estoy hecha una piltrafa, sin poder siquiera caminar. (Pero feliz viendo mi casa lista esperando a Cata)
La semana pasada salí tres veces. El martes fue el cumpleaños de mi cuñada y fuimos a cenar afuera, el miércoles lo festejó de nuevo en un bar con más personas, y el sábado tuve dos cumpleaños de compañeros de Martín que se festejaron en un asado.
Me gusta que todo el mundo se entere que tengo fecha probable de parto para dentro de unos días y me digan "Ay pero estas bárbara". Me da orgullo, y me anima a sentirme bien todo el tiempo.
Y es así, supongo que me acostumbré a los malestares, o me resigné porque sé que son por una buena causa.
Tampoco es que tuve un embarazo complicado. La verdad es que todos los de mi alrededor (los que conocen otros embarazos) me dicen que lo estoy llevando genial. Y yo también lo creo, porque por ejemplo, no me levanto ni una sola vez a la noche para hacer pis. Hay días en los que tengo que ir una vez al baño, pero es sólo una vez (y a eso de las 5 o 6 de la mañana y después me quedo 1 hora de reloj despierta con insomnio, pero ya me acostumbré).
Y estoy feliz porque sé que después de que nazca Cata voy a extrañar mi panza, extrañar que la gente me mire con dulzura sólo por estar embarazada, extrañar "ser especial". Entonces intento disfrutar al máximo de estos últimos días.
Y si, estoy feliz. Este tiempo es el que me hace olvidar lo mal que la pasé. Todo lo que me quejé, todo lo que pataleé por dolores e incomodidades, estoy viviendo el lado rosa, y hoy les puedo afirmar que es lindo estar embarazada.
Es cursi hasta la vergüenza, pero es mágico. 

8 comentarios:

  1. Me encantó tu última frase!! Bien por esa magia..
    Ya estas en la recta final Chivi!!! Que lindooooooooo… disfrutá estos últimos momentos de la panza..
    Besote!!!

    ResponderEliminar
  2. Qu lindo es leerte Chivi! sos tan real y me encanta!! me alegra mucho q estes disfrutando al fin de tu embarazo!!
    Cuidate y cuida a tu princesa!!
    Besos!!
    ★´¨)
    ¸.★´¸.★*´¨) ¸.★*¨)
    (¸.★´ (¸.★` ¤Gaba♥
    http://www.miscreacionesymas.blogspot.com/
    http://www.facebook.com/gaba.disenosexclusivos

    ResponderEliminar
  3. Se te lee feliz, se te lee disfrutando, se te lee relajada...sabes que es lo mejor, que cuando se te lee, una se sonrie...
    BESOTES de 2 xa 2!!

    ResponderEliminar
  4. Chivi..no se si te lo dije alguna vez pero tu dulzura al relatar traspasa la pantalla...me encanta leerte. Besotes y a seguir esperando!

    ResponderEliminar
  5. Ayyyy que lindouuu! Yo no pude disfrutar tranquila de la panza ni una semana, todo fue a las patadas :-(
    deje de trabajar y a los 2 dias tenia contracciones y a los 4 ya habia parido!
    No pude ni acomodarle la ropa tu ahijadita, no me dejo dormir siestas nada!!!!!!!!!! Buaaaaaaa

    ResponderEliminar
  6. Qué lindo, Chivi!! Qué suerte que te sientas tan bien y puedas disfrutar estos días. Seguramente en unos pocos más vamos a estar aplaudiendo la llegada de Catalina. Cuidate mucho y descansá también. Te mando un abrazo grande (hasta donde Cata lo permita). Beso grande, Andrea

    ResponderEliminar
  7. Vamoooooooooos. Ésa es la Chivi que todos queríamos leer. La madraza plena y feliz. ¡Qué alegría! Espero que Catita venga cuando así lo desee para ver todo lo lindo que la espera, acá.

    Disfrutá también de la abuela y su visita. Ésas cosas no tienen precio. ¡Espero que todo siga bien! ¡Beso y abrazo enorme para ambas!

    ResponderEliminar
  8. justo hoy escribi un post de las cosas que extraño de estar embarazada http://mammaomama.blogspot.it/ pero si hay algo que NO extraño ni extrañe un minuto es la panza. :) loco como cad auna vive el embarazo de forma unica. Besos

    ResponderEliminar

Vos también tenés algo para enseñarme?